Fotografía del 9 de mayo del 2021 donde se observa a un grupo de personas que hace compras en un mercado chino en Caracas (EFE/ Miguel Gutiérrez)

La inflación mensual en Venezuela fue del 10,6 % en agosto pasado, informó este jueves el Observatorio Venezolano de Finanzas (OVF), entidad independiente que agrupa a varios analistas económicos.

A través de su cuenta de Twitter, el OVF detalló que la inflación interanual fue del 1.743 %, mientras que la acumulada en lo que va de año es del 470,3 %.

Por otra parte, el observatorio reportó que la canasta básica familiar “alcanzó un costo de 305,09” dólares.

Los rubros que más aumentaron durante el mes de agosto fueron esparcimiento (35 %), servicios (24 %) y alimentos y bebidas (9,7 %).

La inflación en julio pasado fue del 19 %, un repunte después de que en junio se ubicara en un 6 %, su registro más bajo desde enero de 2017, siempre según los datos difundidos por el OVF.

En mayo, fue del 19,6 %, mientras que en abril cerró en el 33,4 % y en marzo fue del 9,1 %, según el OVF.

Venezuela entró en un proceso de hiperinflación en noviembre de 2017.

Una mujer camina en un mercado en Caracas (REUTERS/Carlos García Rawlins/Archivo)

Una mujer camina en un mercado en Caracas (REUTERS/Carlos García Rawlins/Archivo)

Al presentar los datos, el economista y miembro del OVF José Guerra denunció que el Banco Central de Venezuela (BCV) “sigue en mora con (la publicación de) las cifras de inflación”.

También consideró que “el paciente sigue con fiebre”, es decir, que sigue la hiperinflación en Venezuela, así como “la destrucción del bolívar” -la moneda nacional que ha sido sustituida de factor por el dólar- y del poder adquisitivo de los salarios.

Entre las causas que han llevado a la desaceleración de la inflación, Guerra explicó que se ha producido una “restricción de la liquidez monetaria que ha venido aplicando el BCV”.

Por otra parte, también afirmó que está relacionado con “la menor depreciación del bolívar en agosto”, que se devaluó un 2,7 %.

Pese a ese descenso en la devaluación de la moneda nacional, explicó que “la inflación interna es mucho más elevada”.

Debido a la devaluación del bolívar, se ha producido un proceso de dolarización transaccional en la economía, con lo que la mayoría de las compras se hacen en la divisa estadounidense.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *