El director del banco de suero antiofídico de la zona sur del Táchira, Jonny Arias, señaló que se han atendido a más de 50 personas con mordeduras de serpientes y a pesar de la ayuda para comprar antídotos, «no es suficiente».

«Las mordeduras de serpientes en la zona han sido catastróficas los últimos meses. Se han atendido más de 50 personas por mordedura de serpientes», dijo el también párroco.

De acuerdo a lo publicado en Radio Fé y Alegría la dotación de insumos se realizan a través del laboratorio Biotefar de la Universidad Central de Venezuela (UCV).

«Gracias a Dios tenemos en el banco de suero antiofídico. Cinco sueros polivalentes para varias clases de serpientes, cinco anticoral y un antiescorpionico, pero no es mucho», apuntó.

serpientes-caraota-digital
Foto: Referencial

SIN APOYO AL SUR DEL TÁCHIRA

Arias manifestó que debido a la temporada de lluvias se incrementan más las mordeduras de serpientes a nivel nacional.

Precisó que lo ideal es poder producir el suero en cada entidad y contar con el apoyo gubernamental, pero las personas afectadas «deben pagar un alto costo».

TAMBIÉN LE PUEDE INTERESAR: NIÑO DE SIETE AÑOS FUE MORDIDO POR UNA MAPANARE EN TRUJILLO

En tal sentido, enfatizó que la compra se hace por Caracas.

«Un pago que hacen poco a poco por su alto costo. Mucha veces en nuestros hospitales no llega y si llega se va por los caminos verdes», denunció.

El director del banco de suero antiofídico de la zona sur del Táchira, informó que  actualmente participan más de 300 personas en esta instancia.

Destacó que pagan 5.000 pesos colombianos mensuales, lo que equivale a menos de $2 para contribuir a la compra de este importante medicamento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *