El presidente de Sociedad Venezolana de Infectología, Manuel Enrique Figuera, denunció este miércoles que la vacunación y todo el abordaje del COVID-19 se está manejando «de manera unilateral y política».

«El hecho que las personas tengan que inscribirse en un sistema Patria o los que estén dirigiendo en las regiones sean personas políticas; habla definitivamente que la vacunación ha sido politizada. No han incorporado factores ajenos a lo que corresponde a la integración centralizada del gobierno», indicó.

Destacó que lo ideal es que la vacunación en Venezuela sea descentralizada, equitativa, planificada e incorporar todos los factores nacionales de expertos para garantizar que se mantenga una orientación técnica y científica; sin embargo, «en Venezuela la vacunación ha sido desorganizada, improvisada y no hay ningún plan publicado al respecto».

Primera vacuna española contra la COVID-19 busca voluntarios para ensayos
Foto referencial: EFE / Chema Moya

«No ha habido equidad. Se le ha dado prioridad a algunos factores más que  otros. Además, las largas colas para la vacunación se debe a la falta de planificación y eso es un foco de contagio», expresó.

FALTA DE INFORMACIÓN SOBRE LA VACUNACIÓN

El doctor Manuel Enrique Figuera sostuvo que en Venezuela reina la desinformación con respecto a la vacunación.

«En otros países se ve en las plataformas digitales del gobierno que están escritas cuántas personas están vacunando todos los días, cuántas han llegado; y en Venezuela no tenemos esa información, acá no sabemos cuántas dosis han llegado, cuántas se han colocado y dónde», resaltó.

En ese sentido, recalcó que en el país lo que se tiene es más incertidumbre y baja credibilidad en distintos niveles: «Las cosas han sido pocos transparentes, no sabemos qué convenios se han hecho con los distintos países».

TAMBIÉN LE PUEDE INTERESAR: MÉDICOS UNIDOS EXIGE DECLARAR EMERGENCIA NACIONAL ANTE PRESENCIA DE LA VARIANTE DELTA EN EL PAÍS

Durante una entrevista ofrecida al periodista Román Lozinski en Éxitos, recordó que en Venezuela hay pocas alternativas de vacunas.

«Se cerró la puerta a Astrazeneca por razones políticas y lo que abunda son promesas de que vamos a mejorar las cosas; y que en agosto íbamos a tener el 70% de la población vacunada», comentó.

Dinamarca suspende de manera definitiva el uso de la vacuna de AstraZeneca
Foto: Cortesía

El médico internista instó a la Administración de Nicolás Maduro a «corregir el rumbo equivocado en que están llevando las cosas en Venezuela».

«No sabemos cuántas personas están enfermas, no se están haciendo la cantidad de pruebas suficientes, no se está educando a la gente; y se están haciendo campañas políticas donde hay aglomeraciones de personas», concluyó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *