Tras una entrevista de Meghan Markle y el Príncipe Harry con Oprah Winfrey que causó revuelo, han salido ha relucir nuevos detalles.

De acuerdo a Infobae, el periodista Piers Morgan no infringió el código de radiodifusión británico al criticar a la duquesa de Sussex, en el programa “Good Morning Britain” de ITV a principios de este año.

Así lo dictaminó el miércoles el regulador de medios de comunicación británico.

El programa recibió miles de quejas, luego de que Morgan dijo en marzo que no creía ni una sola palabra de lo que Meghan había dicho para ese momento.

El periodista y antiguo presentador de CNN, ha acusado a la pareja de dañar a la familia real y de buscar publicidad en sus propios términos sin aceptar la responsabilidad y el escrutinio que conlleva su posición.

Meghan Markle
(Foto Archivo): Meghan Markle y Piers Morgan

Hay que destacar que también la había apodado “princesa Pinocho” en un tuit.

“Estoy encantado de que la Ofcom haya respaldado mi derecho a no creer en las incendiarias afirmaciones del duque y la duquesa de Sussex a Oprah Winfrey, muchas de las cuales han demostrado ser falsas”, dijo Morgan en Twitter.

“Esto es una rotunda victoria para la libertad de expresión y una rotunda derrota para la princesa Pinocho. ¿Recuperaré mi trabajo?”, añadió.

Meghan Markle reveló a Winfrey que había tenido pensamientos suicidas mientras vivía como miembro de la realeza en Reino Unido.

En una entrevista que sacudió a la monarquía británica dijo que la familia real también había rechazado sus peticiones de apoyo a la salud mental. En tal sentido, la pareja se ha alejado de los deberes reales y se ha mudado a Estados Unidos.

TAMBIÉN LE PUEDE INTERESAR: PADRE DE MEGHAN MARKLE CULPÓ AL PRÍNCIPE HARRY DE LOS ESCÁNDALOS DE SU HIJA

Ofcom reconoce que la entrevista de Harry y Meghan en Oprah fue “una importante noticia internacional”, ya que la pareja hizo “serias acusaciones sobre su trato dentro de la Casa Real”.

Por tanto, “era legítimo y de interés público que la ITV transmitiera debates sobre eso”.

Meghan Markle
(Foto Archivo): Meghan Markle reveló a Winfrey que había tenido pensamientos suicidas

Otra conclusión a la que llega el organismo en su informe es que Morgan “tenía derecho a decir que no creía en las afirmaciones de Meghan y expresar opiniones firmes que desafiaban rigurosamente su versión”.

Aunque sí reconocen que las afirmaciones de la duquesa de Sussex deben tratarse con preocupación y empatía.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *