El gobernador del estado Mérida, Ramón Guevara, confirmó este martes el primer caso en Venezuela de mucormicosis, también conocido como hongo negro.

Durante una entrevista en Circuitos Éxitos, Guevara aseguró que se trata de una señora de 50 años, quien actualmente está recluida en una unidad de terapia intensiva.

«Ya se presentó el caso del hongo chino. Es el primer caso, ya lo dijeron oficialmente los entes regionales», señaló el gobernador.

TAMBIÉN LE PUEDE INTERESAR: PACIENTES DE COVID-19 MURIERON ESTA MADRUGADA POR FALTA DE OXÍGENO EN CARABOBO

«Lo estamos tratando en la Unidad de Cuidados Intensivos. Una señora mayor de 50 años de edad, del municipio Campo Elías», afirmó.

Foto Cortesía

QUÉ ES EL HONGO NEGRO 

El hongo negro es una peligrosa, pero rara infección que ennegrece los tejidos de la cara.

Médicos de varias partes del mundo han detectado la mucormicosis, en pacientes enfermos y recuperados de la COVID-19.

En este sentido, el gobernador dijo que en Mérida se registra una situación bastante delicada por la pandemia.

Guevara, aprovechó la oportunidad para precisar que en la entidad andina, se han contabilizado alrededor de 9.000 casos.

Foto Cortesía

Aunado a esto, miles de venezolanos aún no han recibido alguna vacuna para combatir el coronavirus.

Muchos denuncian la ausencia de la segunda dosis de la Sputnik V.

Sylvain Aldighieri, responsable de la respuesta ante la COVID-19 de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), el Hongo Negro está considerado «como una infección micótica oportunista».

«Este patógeno afecta, principalmente, a pacientes con diabetes controlada, pacientes con sida, pacientes con inmunosupresión iatrogénica y a pacientes con trasplantes de médula ósea y de órganos», dijo el experto.

Además, aclaró, se trata de «una infección conocida por los médicos desde antes de la pandemia», por lo que existen métodos de diagnóstico efectivos en todo el mundo.

SÍNTOMAS Y TRATAMIENTO

Los principales signos de alarma sobre el hongo negro son dolor de cabeza, congestión nasal y lesiones negras en el puente nasal o en la parte superior interna de la boca.

El diagnóstico y el tratamiento tempranos de la mucormicosis son importantes para evitar la muerte o tener que recurrir a una cirugía extensa, que a menudo provoca desfiguraciones.

Entre los tratamientos destacan fármacos antifúngicos, tratamiento del trastorno subyacente y cirugía para extirpar el tejido muerto e infectado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *