A pesar de los presuntos acuerdos de diálogo entre la administración Maduro y la oposición, se registró un nuevo episodio de arbitrariedad de parte del oficialismo en Venezuela. El pasado lunes, funcionarios de la seguridad del Estado intentaron asaltaron con armas de fuego a Juan Guaidó en el sótano de su residencia. Denuncia que realizó a través de Twitter Fabiana Rosales, esposa del político.

Luego de la denuncia, los vecinos de la zona salieron a la calle en un intento de evitar la detención de Juan Guaidó. No obstante, los sujetos armados capturaron al exdiputado opositor Freddy Guevara mientras transmitía desde su vehículo el ataque de los funcionarios encapuchados. «Decidí quedarme en mi país a pesar de todos estos problemas», afirmó Guevara antes de su detención.

También te puede interesar: EE.UU. EXIGIÓ A MADURO LA LIBERACIÓN DE FREDDY GUEVARA: «DEBEN CESAR LOS ATAQUES A LA OPOSICIÓN»

Posteriormente, el pasado jueves 15 de julio, un tribunal ratificó los cargos de terrorismo, traición a la patria y asociación para delinquir imputados a Guevara por la administración Maduro. Luego de un «juicio express», el Estado mantendrá detenido al exdiputado para su posterior traslado al Helicoide; lugar donde se encuentra la mayoría de los presos políticos en Venezuela. El informe vinculó de forma arbitraria a Freddy Guevara con las bandas criminales de la Cota 905, lideradas por Carlos Luis Revette, alias «Koki».

Si bien Nicolás Maduro habría confirmado su intención de negociar con la oposición en México, con el apoyo del reino noruego, sus acciones demuestran todo lo contrario. Para que se materialice este nuevo episodio de diálogo, Maduro solicitó tres condiciones: Que Estados Unidos y la Unión Europea levanten todas las sanciones contra sus funcionarios; que todos los partidos políticos reconozcan a los poderes públicos; y «que todos los sectores renuncien a planes violentos con delincuentes, golpes de Estado, magnicidio y otros caminos de la violencia», según recogió Semana.

Por su parte, un vocero de Juan Guaidó aseguró que seguirán «insistiendo en la posibilidad de una solución a través de un acuerdo, bien sea con la Fuerza Armada Nacional o con quienes lo sostienen». Asimismo detalló que un posible acuerdo permitirá «salvar a Venezuela y al continente», destacando que los demás países de la región corren un gran riesgo.

Para la fecha, en Venezuela existen más de 300 presos políticos, según información de Foro Penal. El organismo asegura que del total mencionado, 171 son civiles, mientras que los 129 restantes serían militares.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *